LUNES Y JUEVES LAS ENTREVISTAS DE HEIDY

miércoles, 30 de septiembre de 2015

¿CÓMO VIVIERON LA NIÑEZ? ENTERESE LEYENDO ESTA NOTA


En esta fecha se celebra el "Día del niño" aunque todos sabemos que es el "Día de la niñez" y entre mis locuras se me ocurrió que algunos de nuestros invitados en "Las entrevistas de Heidy", nos contaran en pocas líneas como vivieron la etapa de su infancia.  Agradezco a cada uno por revivir esos recuerdos de una época maravillosa que cada uno de nosotros vivió.

Eduardo Bocaletti:
Es un destacado locutor que actualmente labora para la cadena de Emisoras Unidas, él nos comenta como fue su niñez:

“De niño  la bicicleta y los carritos a escala eran mi entretenimiento y  mi padre lo arreglaba todo, fui un niño tímido que pasaba largas horas frente al radio escuchando programas y tratando de saber cómo hacían las personas para entrar en esa cajita (el radio).

Jugaba frente a la radiola Crown en casa a que era locutor… sonaba una canción y hablaba mientras buscaba otro disco para complacer.

Nuestras redes sociales jaja era silbar fuera de la casa del amigo para que  saliera   a jugar, nuestra niñez fue simple y sin complicaciones por eso me siento privilegiado de haberla  vivido los 70s”.

Brenda González “La Valeria”
Es una destaca actriz que desde los años setentas incursionó en la televisión.  Actualmente se presenta en el programa “Nuestro mundo” de Canal 7 y participa en la obra 1000 maneras de morir en el IGGS-CAMIP.

“Mi niñez fue maravillosamente feliz, pude ver el matrimonio estable de mis padres y el ejemplo de un papá colaborador en la tareas hogareñas, a quien le gustaba jugar y sabía escuchar, mi madre disciplinada sería y muy trabajadora. Rodeada de hermanos fuimos 5 mujeres y 1 hombre siempre unidos, hacíamos tareas escolares juntos, bailábamos, cantábamos, jugábamos y siempre compartiendo.

Mi madre me llamaba "Mi trabajadora social” pues yo le ayudaba mucho en casa y con los cuidados de mi hermana menor y mi papá me decía "mi pelooooooona" yo esperaba las cartas cuando mi papá trabajaba en el interior del país pues escribía y aunque yo pequeña antes de cumplir los ocho años, no sabía leer pero entendida que se veía la palabra que llevaba muchas o, era mi saludo. Pues él con cariño me llamaba Peloooooooooona!

Brenda Monzón
Es una mujer multifacética, poetisa, escritora, promotora cultural, periodista, Relacionista Pública, locutora, publicista, actriz de teatro y productora creativa de Radio Y TV.  Además de ser madre y directora de FILGUA.


“Tuve una maravillosa infancia que marcó mi vida, crecimos en Huehuetenango, a las orillas, la ciudad no era tan grande como lo es actualmente. Alrededor nuestro había pocas casas, pero mucho bosque, mucho lugar donde correr, brincar, se podría decir que nuestra área de juegos medía varias hectáreas porque cerca nace parte de la Sierra de los Cuchumatanes, así que crecimos rodeados de la naturaleza, todo era muy tranquilo, muy limpio, en ese entonces no había maldad, podíamos salir caminando por kilómetros enteros sin miedo a algún peligro.  Mi infancia sucedió entre juegos de béisbol, tertulias de canciones, anécdotas y poesía, entre entrevistas en programas de radio, televisión y prensa, entre invitaciones a múltiples homenajes que recibía mi papá, entre su biblioteca personal donde corregía tres diccionarios, ese era su mayor pasatiempo, buscar errores ortográficos y de redacción a los libros que leía”

Euda Morales
Es una mujer que se ha inspirado en la gastronomía guatemalteca y con su libro “Tesoros, recetas con historia” fue premiada en el mes de mayo de este año en Taiwan. 

“De niña, era reservada,  disfrutaba  leer, escribir y pintar. Era fantasiosa e inventaba historias que plasmaba a través de la escritura y la pintura. Además, era dedicada al estudio, por lo que me consentían un “poquito”.

Me encantaba ver cocinar a mi bisabuelita y comer las quesadillas que preparaba en el horno de leña, pero no me gustaba que me aplicara aceite de zapuyul en el cabello. Mis mayores travesuras consistían en entrar a la cocina sin permiso, por lo mismo me quemaba o algo más sucedía,  lo que me delataba fácilmente.

Mis juegos preferidos eran el jax,  el avioncito o  los columpios y el  resbaladero. Asimismo, me encantaba  responder a las adivinanzas o con los juegos de memoria que jugaba con mis abuelitos. Guardo los mejores recuerdos de mis papás y de mi hermano, como de  los viajes  familiares para conocer el interior de Guatemala”.

Luigi Lanuza
Actor, Productor de Cine y Médico.  Precisamente en las próximas semanas se estrenará en los cines de Alba Cinema la película: “El Señor de Esquipulas” del cual es el Productor.


Mi niñez fué entre cámaras, luces, películas, juegos con mi telescopio, mi microscopio y mis libros de astronomía pues de grande quería ser astronauta, creo tuve una niñez feliz al lado de mi papá, mi mamá, mis hermanas y mi hermano.  Sin embargo, cuando tenía ¿?? Mi padre me involucró en la película “Superzán y el niño del espacio” y pienso que desde ese momento nació en mi la inquietud de ser parte del cine de Guatemala.  Mi padre me enseñó a actuar y creer en mí y definitivamente esa película marcó mi vida profesionalmente hablando.

César Ilusionista
Es un artista que con más de tres décadas de brindarnos su talento se mantiene vigente y además, renovando su espectáculo constantemente

“Mi niñez fue una niñez muy sana, llena de amor, de mi madre y de mis padrinos, con los cuales vivía.  Escuela, amiguitos y juegos en solitario porque no tuve hermanos. A los 9 años llegó un mago a mi escuela y ahí todo cambio, decidí ser artista, esa experiencia llenó mi vida de ilusiones, de alegrías y de magia”.



René Corado
Actualmente reside en Oxnard, Condado de Ventura.  Es Gerente  de un museo que se dedica a la conservación de aves y sus hábitats donde se imparten clases de Ornitología y Oologia. Autor de “El Lustrador” un libro que  ha sido bien recibido por muchísimas personas adictas a la lectura.
 
“En mi aldea el Chical fue una niñez muy sana y alegre hasta la edad de 7 u 8 años. Cuando era niño pensaba que la vida era muy linda porque cada día era una copia del otro, con aves, flores e insectos de colores y un jardín gigante que eran las montañas que rodeaban mi aldea. Cuando viví en la ciudad mi niñez fue muy dura y triste, primero porque en la aldea se quedó mi abuelita mama Fina, con quien yo vivía, yo crecí con ella. Estuve a punto de morir de tristeza cuando me separaron de ella. Luego muere mi hermano muy querido 2 días antes de cumplir 24 años. Agregando a todo eso, a la edad de 8 años tuve que lustrar zapatos en las calles de la capital, comiendo de la basura y siendo abusado por adultos y otros niños marrulleros.  Pero Dios tenía deparado para mi otro destino, el cual muchos de ustedes ya conocen “El Lustrador”.

Carlos Gómez Martínez
Director de la Orquesta Casa Blanca, admirador del Maestro Joaquín Orellana, su pasión es ejecutar la batería y además, es amigo personal de Raúl D’ Blassio.

“Fui un niño hermoso, el Padre Papinuti de la Iglesia Yurrita llagaba a dar misa a casa por un familiar que se encontraba enfermo y tocaba el piano, ahí me enseñó 2 melodías a los 7 años. Un año después recibía los martes y jueves clases de marimba con el gran Maestro Benedicto Ovalle, me encantaba  escuchar Tijuana Brass, montar bicicleta y jugar foot ball así como canicas...cada 15 días acolitaba en misas de la Parroquia del colegio”.

Ovidio Girón
Allá por los años ochentas llenaba los lugares donde se presentaba con el “Grupo Rana”, pues los jóvenes de ese entonces bailaban el pegajoso ritmo de la soca.  Actualmente es el director de Ovi-G.

“Mi infancia fue llena de música, pero también de muchos juegos con hondas, canicas (cincos), trompos, capiruchos, una rueda de bicicleta con una rosadera y muy buenos recuerdos.  Resumidamente tuve una niñez feliz y sobretodo llena de mucho amor”.


Paco Díaz
Locutor, animador y promotor artístico, quien se quedó en el recuerdo de muchas personas con el entonces muy gustado programa de radio “La hora de Camilo” en cual se transmitía en “La Voz de las Américas” .  Actualmente continúa su trabajo como promotor de artistas.

“Mi niñez fue normal y feliz dentro de las limitaciones que provocaba la situación de nuestra familia. Siempre me gustó estudiar por lo que tenía la suerte  de ser de los primeros en mi clase.

Algo que recuerdo muy bien fueron los múltiples golpes que me dí o me dieron en la cabeza jugando fut bol callejero, beis bol o carreritas.. Golpes que incluso requirieron puntos en el hospital. Pero yo pienso que tanto golpe fue que más adelante me surgieron tantas ideas. Y lo digo en serio.

Georgina Palacios
De profesión chef, le apasiona el arte culinario, le gusta la música y tiene una excelente habilidad verbal, espacial y musical.

Mi infancia fue muy feliz con mi hermana Celeste, mi compañera de juegos y aventuras. Teníamos una comunicación tan grande que no necesitábamos hablarnos para saber lo que la otra quería. No somos gemelas, pero, la diferencia de edad es solo de un año.

Nuestros juegos eran pletóricos de fantasía que se alimentaba con los cuentos tradicionales que nos contaba mi mamá o mi papá antes de dormir, y por las leyendas contadas por nuestra nana. Veíamos un poco de televisión, pero, más que todo, disfrutábamos de las tardes y mañanas de sol de nuestra casa de la zona 2,donde nacimos, o en la zona 11, donde nos trasladamos siendo aún muy pequeñas.

Tuvimos muchas oportunidades de entrar en contacto con la música y el arte en general, dada la profesión artística de mi mamá y el gusto estético de mi papá.  Eso influyó en que ambas estudiamos música en el Conservatorio.

Ethel Marina Batres
Asesora del Foro Latinoamericano de Educación Musical, a nivel internacional.  Expresidenta de esa institución académica.  Su lucha ha sido constante y pide el apoyo para que juntos Recuperemos la Educación Musical de Guatemala”.

Nos dejaban jugar muchas horas... hacíamos tortillitas con sólidos geométricos: cubos, tetraedros y hasta "paralelepípedos" (a mi papá le encantaba que usáramos las palabras adecuadas, era profesor de Matemática).  Corríamos mucho por un barranco cercano a mi casa, y a los 8 años me regalaron una mini-biblioteca con 25 libritos de cuentos.  Ese mismo año, para Navidad, me dieron un pianito de juguete.  

Una vez decoramos pasteles de lodo con pasta dental, también cocinábamos con todo tipo de flores y de hojas, lo bueno era comérselo de verdad.  !Nunca nos hizo daño!  La música, la poesía, la lectura, el baile y correr mucho y escalar montañas imaginarias (en "subiditas" del barranco) son cosas maravillosas que nunca olvidaré." Gracias a Dios por esos padres que me ayudaron a ser feliz.

Maritza Henry
Hija, madre y mujer quien con apenas 15 años inició su carrera artística, participando entre otros en la Orquesta de Bob Porter, Grupo Equinoxio y mucho más.  Actualmente sigue trabajando muy activamente.

Desde los 4 años ya me gustaba cantar, lo cual lo hacía en la calle, me aprendía los anuncios que oía en la radio y veía en la tele por lo que ven la música ya lo traía desde pequeña.  También bailaba mucho al ritmo de la guitarra de mi papá quien ejecutaba canciones nacionales como Chichicastenango y Ferrocarril de los Altos.  Me encantaba tocar una guitarra de juguete que me regalaron y con mis hermanas y hermanos jugábamos a hacer actuaciones de que eramos vírgenes y monjas en la casa o jugábamos de cantantes imitando a mi mamá, pero me encantaba jugar al teatro.

Pero recuerdo esos momentos en que nos reuníamos a jugar cincos o canicas como les decíamos y ganaba quien lo metiera en el hoyito, nos íbamos al barranco para ver donde pasaba el río, volábamos barriletes, pero recuerdo muy bien cuando patinábamos y alguien nos halaba en la bicicleta.  Realmente los mejores juegos de nuestra vida fueron los de nuestra niñez.

Heidy Sandoval Ruiz
 
Coordinadora de la "Gala de la Canción Guatemalteca" y de "Las entrevistas de Heidy".

Tuve una infancia extraordinaria.  Tuve el amor de mi papi y mi mami. Vivíamos en la colonia Quinta Samayoa, y recuerdo que cuando no jugaba con mis barbies (que aún conservo) jugábamos con mi hermanito y con amiguitos de la vecindad a las escondidas y a los vaqueros. Me gustaba jugar de que era cantante y ya imitaba a Rocío Dúrcal.  Por supuesto jugaba jacks, de comidita.  Saben me encantaría regresar a esa etapa de mi vida...la añoro.



Toda publicación es responsabilidad de la Administración

domingo, 27 de septiembre de 2015

UNA PLEGARIA DE CUATRO DÉCADAS


Una de las canciones de género popular que ha gustado al público por más de cuatro décadas es la que César de Guatemala junto a Martín Pérez escribieron en el año de 1968, sin imaginarse que con ella, lograrían quedarse en la historia musical de nuestro país.

Hoy en “La cara amiga de los invitados de Heidy”, dedicamos este espacio a uno de los intérpretes que con su sonrisa y buen sentido del humor, ha logrado conquistar al público de diversas edades, él es César de Guatemala.

Cuando se garbó “Mi plegaria” los autores regalaron el disco a los amigos más cercanos y entre estas personas se encontraban locutores, quienes la incluyeron en su programación y esto fue un suceso que cambió la vida de César Rodas del Valle nombre de pila de nuestro invitado.

Por ese entonces, se realizaba en Guatemala la “Convención Latinoamericana de Locutores” y un mexicano se llevó a Nogales la canción, la colocó en una emisora y con ella se abrieron las puertas del éxito a este guatemalteco que con una “plegaria” conquistó Guatemala y América Latina.  César de Guatemala, fue el primer artista que se presentó en México y triunfó, también logró mantener por 15 años “La trova” un lugar propiedad de el donde era la estrella.  Muchas personas creyeron que la canción era originaria de México, y en Colombia fue un éxito total.

El año que cumplió 25 años de carrera artística, se presentó junto a Roberto Rey en el Gran Teatro Nacional.

Pasaron muchos años en los que César estuvo fuera de Guatemala, pero en 1998 fue invitado a participar en el proyecto “Guatemala, voces y canciones”, donde varios artistas interpretaron canciones que estuvieron de moda en los años 60s y 70s.

En septiembre de 2004 en la presentación de la “XI Gala de la Canción Guatemalteca”, fue homenajeado y declarado por la Municipalidad de Guatemala Vecino Distinguido, título que se brinda a las personas que han puesto en alto el nombre de Guatemala. 

César de Guatemala fue invitado a participar en la “XXII Gala de la Canción Guatemalteca”, realizada el pasado 19 de septiembre, en el Gran Teatro nacional, donde interpretó “Chichicastenango” y “Mi plegaria” donde el público se paró y no dejó de aplaudir hasta que interpretó “Luna de Xelajú”.


Hoy nuestro espacio ha sido dedicado a este artista que sigue vigente y a lo largo de estos años ha logrado ganarse el cariño de sus seguidores.


video



Les invitamos para que se unan al grupo de "Artistas de Guatemala para el Mundo" en este link http://on.fb.me/1sn2wSf el cual tiene como propósito compartir videos, fotos, anécdotas y todo lo de nuestros artistas en las diferentes décadas.

Hemos creado el grupo “Las entrevistas de Heidy” que pueden localizar en http://on.fb.me/1QxKypc

También ponemos a su disposición el grupo “Un siglo de anuncios”, un espacio donde pueden compartir o comentar los post que se publiquen http://on.fb.me/1vASm2g

Las entrevistas las pueden leer en los siguientes links:



Toda publicación es responsabilidad de la Administración

Actividades Museo Popol Vuh

Actividades Museo Popol Vuh

Mirando el horizonte

Arturo Xicay

Fabian Brindis

"Un anuncio de ayer...es un recuerdo de hoy"

"Un anuncio de ayer...es un recuerdo de hoy"
Les invitamos para que se unan a nuestro grupo

Himno Nacional de Guatemala

Guatemala hace 25 años

Guatemala una ciudad de altura

Quetzaltenango

Las entrevistas de Heidy

Luigi Lanuza presenta-"La calle donde tu vives" de Héctor Gaitán

Heidy coleccionista de cerditos

Guatemala Ciudad moderna

Ciudad de Guatemala

Malacates Trébol Shop

Visita Guatemala

Guatemala

Ciudad de Guatemala-Capital Iberoamericana de la Cultura 2015

Renacer de los Nawales

Destino Guatemala

Tema "Entrevistas de Heidy"

Guatemala y sus artistas

Los invitados de Heidy







Barriletes gigantes

La Epopeya de las Indias Españolas